ELÉCTRICO


Lo compré en una tienda de segunda mano. Mi baño era pequeño y la estufa de butano quedaba muy cerca de la ducha. Después de encenderlo dos veces, aparecieron unas manchas rosadas sobre el inmaculado color hueso. No le di importancia, ni siquiera cuando un mes más tarde empezó a gotear un líquido rojo, pues creí que los años de uso lo habían oxidado por dentro. Una mañana me desmayé en la oficina y desperté en Urgencias. El médico me dijo que debía hospitalizarme unos días porque mi análisis de sangre revelaba una anemia grave. En cuanto regresé a mi piso, fui directa al baño y arranqué el enchufe al radiador.
 
 

COMENTARIOS RECIENTES

IMÁGENES Y POESÍAS

Las imágenes de este blog están extraídas en su mayoría de la red y son libres, a excepción de las que tienen el nombre de su autor o autora. Si alguien considera que alguna de esas imágenes sin autoría son de su propiedad y quiere que se supriman del blog, no tiene más que comunicarlo al correo del perfil.

Los poemas y textos pertenecen a la autora del blog, Matilde Selva, a excepción de aquellos en los que se hace constar el nombre de otros autores.